Las 10 bandas más destacadas de Rock Al Parque 2016

Muy condicionado por lo que pude ver y aun más por lo que dejé de ver.


El fin de semana pasado estuvimos “moviendo la peluca” al ritmo de 61 bandas nacionales, internacionales y distritales en la edición número 22 de Rock Al Parque, cortesía de Escena Indie que muy amablemente acreditó a este servidor por segunda vez. 

A pesar de las dudas y cuestionamientos de siempre, fue una edición que dejo en muchos de los asistentes un buen sabor de boca. Muchos hablaban de que se había “recuperado la esencia del Festival” y ese tipo de cosas. No sé si llegó a ese punto, pues se nota que el cartel fue condicionado por un menor presupuesto que en años anteriores. Pero para lo que ofrecieron, fue un éxito rotundo.
Y eso que en lo personal, no era la edición con la que más cómodo me sentía de las que he tenido la oportunidad de vivir en Rock Al Parque. Sin que me disguste el heavy metal, sentía que su mayor protagonismo era un retroceso importante si se le comparaba con la edición del año pasado, donde se pudo tener la electrónica de Atari Teenage Riot, Atom TM, Nortec Collective y Mitú alternando con Total Chaos, Behemoth, P.O.D. o Sum 41. No era un cartel que representara del todo la escena bogotana en la actualidad, pero claramente fue una edición más ecléctica que otras.
Sin embargo y a pesar de mis dudas, durante estos tres días confluyeron perfectamente muchas de las ofertas musicales que tiene la ciudad en un solo espacio sin ningún problema. Cada uno gozándose lo que quería gozarse sin complejos por lo que pasara en los otros escenarios. Eso nos lleva a ensuciarnos las manos con la lista que decide los que, bajo mi criterio, fueron los 10 actos más importantes de esta edición del festival gratuito por excelencia.
Con toda seguridad puedo decir que es el Top 10 más difícil que he realizado en mucho tiempo. Muy condicionado por lo que pude ver y aun más por lo que dejé de ver, fue un despliegue de energía, pasión y adrenalina siempre desde diferentes perspectivas. A Gustavo Cordera, Sinergia y Napalm Death solo los vi por unas pocas canciones, por eso quedaron descartados de la lista. Es una lastima especialmente en el caso de los chilenos, porque por las dos canciones que alcance a verlos se nota que la rompieron, fieles a su costumbre.
Se queda por fuera:
Sepultura


Hubo algunos comentarios durante las semanas previas a Rock Al Parque que consideraban que la agrupación brasileña tenia más madera para cerrar esta edición que Suicidal Tendencies. No estuve de acuerdo y hasta consideré un despropósito traerlos siendo una sombra del monstruo que solían ser. Sin embargo, debo reconocer que Sepultura aun sin los Cavalera se dan mañas para sacar adelante los shows. A pesar de algunos problemas con el micrófono al principio, Derrick Green tiene carisma y una voz cargada de mala leche, Eloy Casagrande está a la altura de Igor en los tarros, y tanto Paulo Jr. como Andreas Kisser son simplemente, ellos.

Eso no quita que sin los hermanos es una cosa incompleta. Pero por lo que son, están bien. Mucho mejor de lo que mi pro-Cavalerismo permitía ver.


10. Leiden

La cantante cubano-mexicana abre este top siendo desde su incorporación al cartel de Rock Al Parque una de las cosas más llamativas en un cartel tan metalero. Llegaba presentando su producción en vivo, La Vuelta Al Sol, y claramente su show giró alrededor de esa idea. Un sonido acogedor, versátil, aprovechando los vientos y las percusiones en cada canción de una manera distinta. La pudimos escuchar dándole ese giro más cargado a una canción tan suave en la versión original de su debut ‘Leiden’ como es “A Saber”, o bien haciendo que el publico cante algo tan universal como la letra de “Cuando Soñaba”.

9. Mr. Bleat


Uno de los motivos para estar juicioso desde el mediodía en el Simón Bolívar era Mr. Bleat. Además de ser la tercera vez de tres que vienen y este servidor está observándolos, era un marco en teoría inusual para su synthpop oscuro. Presentando su segundo álbum, Los Lobos (el mejor trabajo colombiano del año pasado según THIS IS MUSIC), tuvieron una recepción respetable y pusieron el ambiente entre discotequero y misterioso. Escuchar “Gozamaritano” o “Caminando En Hielo Fino” en ese marco, no tiene precio.

Aunque tuvieron una cantidad de publico respetable y lograron cautivar (como siempre) entre las programaciones y la voz de Sara, hubo varias cosas que les restaron impacto y, por ende, posibilidades de una mejor posición en la lista. Por un lado, los pusieron muy temprano. Con un disco tan nocturno como el que están promocionando, solo pueden tocar de noche. Así de sencillo. Otra es que en vez de las tremendas visuales que les pudimos ver el a
ño pasado en Hermoso Ruido (que incluían algunos desnudos), aparecía en las pantallas como el relieve de una rosa blanca cubriéndolas. ¿Fue censura? ¿Demasiado rupturista para Rock Al Parque? ¿O decisión autónoma del grupo? No sé, pero esos detalles impidieron que su presentación resultara mejor.



8. Puerto Candelaria

Excelsos los Puerto Candelaria. No puedo más que aplaudirlos. No son rock ni a palo, pero que banda tan genial esa. Todo lo que ya habían sabido demostrar a quien escribe en Estereo Picnic el año pasado, lo ratificaron con incluso más fuerza en Rock Al Parque. Animaron a un publico que esperaba a Gustavo Cordera demostrando una soltura envidiable y sacando a pasear el atronador acople que hacen los vientos con el teclado de Juancho Valencia, sostenidos en el contundente bajo de Eduardo Gonzalez. “Amor Y Deudas”, “Cumbia Rebelde” y “Monoloco” fueron de los momentos más destacados de su presentación, pero lo realmente glorioso en ese marco fue versionar libremente y de corrido “Lluvia Con Nieve” y la inmortal “Rock Lobster” como si nada.

7. Suicidal Tendencies
Si hubiese podido verlos más de las seis o siete canciones que los pude ver, seguramente estarían peleando podio. Pero por esos minutos de los cuales fui testigo, Dave Lombardo agrupó todas las subculturas habidas y por haber en la ciudad de Bogotá alrededor de su mítico doble bombo del que salían las combinaciones más arrolladoras posibles para complementar ese sonido que anda en tierra de nadie entre el punk, el hardcore y el metal. Mike Muir demostró una energía y una entrega fuera de serie como frontman, mientras que sus dos guitarristas y su bajista hicieron lo único que no pide de Suicidal Tendencies: tocar rápido, duro y pesado.
6. Easy Easy

No tenia en realidad mayores referencias de ellos aparte de Radiónica, pero que concierto tan sabroso se mandaron los Easy EasyMezclando una interpretación muy propia del indie rock con el hip hop, los guatemaltecos conectaron rápidamente con el público a punta de humildad y un repertorio que incluyó “Mind Condition” y “Good To Me”. Ratificaron con su presentación una trayectoria emergente que puede dar buenas noticias en el ámbito continental en trabajos posteriores.

5. Los Nastys

El otro grupo por el cual madrugué expresamente a Rock Al Parque fue Los Nastys. Estos españoles se mostraron a los ojos del poco publico que madrugó al Simón Bolívar como el resultado de ser la banda residente de un bar ubicado en el ultimo circulo del infierno de Dante. Garage rock del bueno, con algunos matices en las guitarras que hacen pensar en lo que pasaría si The Hives estuvieran borrachos y les diera por hacer un cover a “Hand In Glove” de The Smiths. Con todo y ese manejo tan a la española en su humor y su actitud en vivo, lograron ganarse algunos nuevos seguidores en su paso por Colombia. Ojala y el tiempo nos de para hablar de su álbum debut, Noche De Fantasmas Con Los Nastys.

4. Caramelos De Cianuro

Quedé muy sorprendido con toda la gente que convocó Caramelos De Cianuro. Claramente son una banda con trayectoria y que sonó bastante en su momento, pero nunca imaginé tanto público como el que vi esa noche tanto en la zona de prensa como entre el público raso. Ambas localidades a reventar y los venezolanos gozándose el momento luego de muchos años sin venir a Colombia. “No Eres Tu”, “Verano”, y el nunca suficientemente apreciado “Último Polvo” se sintieron a pesar de tener algo reventado el sonido, magistrales. Agradable sorpresa porque, insisto, no esperaba tanto de y para ellos.

3. Las Manos De Filippi

No hubo nunca una banda más digna de Rock Al Parque (o al menos de su estereotipo) que Las Manos De Filippi. Contestataria, guitarrera pero que no descuida los ritmos latinos, y con una energía envidiable a pesar de llevar más de 20 años en el negocio. Era justo y necesario ver a  la banda de Hernan De Vega en el Simó
n Bolívar, y los argentinos respondieron al reto como la situación ameritaba. Es verdad que a la gente le costó seguir la versión original de “Sr. Cobranza”, pero el momento fue chusco igual. Igual el momento realmente grande para mi fue escuchar “La Selección Nacional” con sampleo incluido a la narración de
l gol de Maradona a Inglaterra que hizo Victor Hugo Morales.



2. Baroness



Habia un grupo para ver por encima de todos los que se ligaban al metal, y ese era Baroness. La banda con más vigencia en este 2016 entre las internacionales demostró ser un completo titan del rock. Como si se tratara de Mastodon interpretando canciones de Led Zeppelin, no tuvieron reparos en incorporar metal, hard rock, lineas melódicas y algunos trazos de progresivo o de electrónica en su repertorio. La voz de John Baizley demostró todo su carácter ante miles de personas que hace rato esperaban escucharlo en el país, dando interpretaciones tan memorables como las de “Kerosene” o “Board Up The House”.

1. Deafheaven


La verdad creo que no había sufrido un shock tan grande como el de ver a Deafheaven en Rock Al Parque desde que vi a Blonde Redhead hace cuatro años. La banda de San Francisco se mostró como un grupo capaz de trascender esa faceta más “2.0” del metal que representa para llevarla a un terreno donde puede llegar a compartir incluso vínculos con el shoegaze y el post punk. Pero más allá de eso, la atronadora voz rasgada de George Clarke es una carta de presentación por si sola. Violenta pero a la vez limpia, esa garganta es como un cristal forjado en fuego negro. Fuego que me consumió durante la poderosa interpretación que hicieron de “Come Back”. Una banda que no estaba en mi radar y que ahora se ha ganado un seguidor terco como pocos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s